Convulsión en el Medio Oriente - Intelecto Hebreo

Son las:
27/09/2017
Vaya al Contenido

Menu Principal:

Convulsión en el Medio Oriente

2° Lustro Rev. Foro

Convulsión en el Medio Oriente


Por: León Opalín


El Medio Oriente se ha caracterizado por ser una zona que registra una crónica efervescencia vinculada a su estratégica posición ligada a la producción de petróleo. Los vientos de guerra que se manifiestan en diversos países del Medio Oriente inquietan de manera creciente al mundo. El programa nuclear de Irán con fines militares amenaza particularmente la existencia del Estado de Israel, a las monarquías del Golfo Pérsico, y en general, a los intereses de Occidente.

En el presente no existen evidencias contundentes de que Irán posea una capacidad nuclear para atacar a sus enemigos; sin embargo, fuentes militares de Israel y EUA consideran que en dos o tres años podría tener al menos dos bombas atómicas, lo que constituye el meollo de la preocupación existente sobre las intenciones bélicas de Irán; de aquí que Occidente, y sobre todo Israel, estén dispuestos a bombardear en breve las instalaciones nucleares de Irán "antes de que sea demasiado tarde"; no obstante, expertos militares, tienen dudas de que Israel hoy día tenga las armas y transportes de abastecimiento en el aire para realizar una operación relámpago en Irán, especialmente si se tiene presente la distancia que deben cubrir los aviones de combate israelíes de ida y vuelta de alrededor de 3,0000 km. Adicionalmente resultaría difícil de que en una sola incursión militar israelí contra Irán se puedan dañar sus cuatros principales instalaciones nucleares (Natanz, Fordo, Arak e Ispahán), al punto de no poder ser reparadas; por lo demás, a pesar de que la defensa antiaérea de Irán "es algo anticuada no es inservible y podría causar serios daños a las Fuerzas Armadas de Israel". Cabe destacar que las instalaciones de Fordo, en las que Teherán realiza enriquecimiento de uranio, están parcialmente construidas dentro de una montaña y las de Natanz están a ocho metros abajo del nivel del suelo protegidas por varias capas de cemento.
Por otra parte, se plantea que un ataque israelí a Irán tendría que ser acompañado con acciones preventivas en Libano, la Franja de Gaza y quizá Siria, ello con el propósito de evitar el lanzamiento de misiles iraníes almacenados en esos puntos; en este sentido, se estima que los terroristas palestinos tienen un arsenal de más de 20,000 proyectiles sólo en la Franja de Gaza.




En el ámbito de las acciones terroristas de los palestinos estas se han incrementado desde Gaza, en virtud de que a raíz de las revueltas de la primavera árabe que derrocaran al presidente de Egipto, Mubarak, quien era el principal aliado árabe de Israel, en virtud de que los nuevos gobernantes de Egipto han sido más permisivos con Hamas y otros grupos terroristas de Gaza, incluso al inicio de marzo pasado la Cámara baja del parlamento egipcio, bajo la creciente influencia de la Hermandad Musulmana, instó al gobierno a revisar sus relaciones con Israel, calificando a este último "el enemigo número uno de Egipto y del mundo árabe"; la Hermandad Musulmana rechaza dialogar con Israel a quien califica de un enemigo ocupante y criminal. En este ámbito, el pueblo egipcio nunca perdonó a Israel por la humillante derrota que infringió a su Ejército en la Guerra del Sinaí de 1957.

A pesar de que analistas israelíes piensan que una acción militar contra Irán en el futuro próximo podría desencadenar un largo periodo de represalias contra Israel y los judíos en todo el mundo, el primer ministro Benjamín Netanyahu ha advertido de que los costos de no detener a Irán serán muy elevados por que un Irán con armas nucleares incrementará "dramáticamente" el terrorismo y se estimulará una carrera nuclear en la que participarán Arabia Saudita y Turquía, entre otras naciones. Netanyahu ya solicitó al Secretario de Defensa de EUA, aprobar la venta de material bélico para bombardear Irán, al igual que la adquisición de sistemas avanzados de "repostaje" de aviones en vuelo y bombas antibunker GBU-28.

En este marco, es factible que Obama autorice la petición de Israel, no necesariamente para que este último inicie el ataque, sino como una medida de disuasión para que Irán detenga su programa nuclear. Asimismo hay que tener presente que Obama cuenta con el respaldo de una gran parte de los estadounidenses para llevar una acción bélica contra Irán, ello se desprende de la encuesta realizada en marzo por la empresa Reuters Ipsos a más de 1,000 personas, de los cuales el 62.0% expresó que apoyaría a Israel para realizar una operación militar contra Irán, siempre y cuando existieran pruebas de que este último está fabricando armas nucleares. Así, la moneda está en el aire.



Regreso al contenido | Regreso al menu principal