El Seguro Popular - Intelecto Hebreo

Son las:
27/09/2017
Vaya al Contenido

Menu Principal:

El Seguro Popular

2° Lustro Rev. Foro

El Seguro Popular

Dic. 10 /2011

Por: Nissim Mansur T.

Allá en mis años mozos, corría yo todos los días por las calles que rodean mi casa. Un día ya para llegar, me sorprendieron los furiosos ladridos de un perro, que me cortó el camino.

Trate de fingir sosiego ante el animal, un doberman. Empecé a caminar lentamente hasta que llego un momento que este quedo a mis espaldas; no dejo de ladrarme, en ése justo momento sentí una poderosa dentellada en mi pierna derecha. El animal echo a correr, seguí caminando despacio hasta mi casa.


Al siguiente día noté que la mordida estaba de color morado, por lo que acudí al médico…
-Me dices que fue un dobermán
-Si.
-No te preocupes lo mas probable es que no tenga rabia, porque son perros finos; pero como médico te indico que te vacunes contra la rabia, en cualquier centro de salud te aplicarán la vacuna.

Ya en el centro de salud me dijeron que iban a ser quince inyecciones subcutáneas a la altura de mi estomago. Esto se iba a traducir en tres semanas de lunes a viernes una inyección diaria………..

Hace poco fui al Hospital ABC en Santa Fe, a ver a un cliente amigo que convalecía. Ahí se encuentra un gran edificio de consultorios médicos. Entré, y pregunté:
-¿Doctor tiene la vacuna contra la gripa?
-Si.
-¿Cuanto cuesta?
-Quinientos cincuenta pesos.

Pasaron algunos meses y en mi caminar me encontré casualmente, frente a una clínica del Seguro Social. Entré y encontré largas filas de personas esperando. Pensé, que de seguro era por algún nuevo trámite especial; observé que algunas personas habían alcanzado algunas de las pocas sillas que había en el lugar.

Pregunté donde aplican la vacuna contra la gripe, y alguien me indicó el lugar; la encargada de la ventanilla me dice:
-¿Trae su cartilla de vacunación?
- No, es que la verdad -dije con pena-, no estoy afiliado al Seguro Social.
- No se preocupe sígame -me dijo la enfermera.
- ¿Cuanto me va a costar?
- Nada.

Entramos a un cubículo y me indican que me descubra el brazo izquierdo para aplicármela. En ése momento me sentí profundamente agradecido.

Esto lo traigo a colación, pues se dice por ahí que en el Seguro Social a veces no hay medicamentos; que sus médicos no son siempre atinados; que la atención a veces no es buena etc. etc.

Particularmente pienso, que el hecho de que existan clínicas para la salud a nivel nacional, es un gran logro, un gran esfuerzo de parte del gobierno que resulta positivo a pesar de tantos rumores.







     


Regreso al contenido | Regreso al menu principal