Hospital Vida Plena - Intelecto Hebreo

Son las:
27/09/2017
Vaya al Contenido

Menu Principal:

Hospital Vida Plena

2° Lustro Rev. Foro

Hospital Vida Plena


Por: Nissim Mansur T. 02/2012

Manejaba yo por la carretera rumbo a Toluca, pasando Lerma a la orilla de la carretera me llamo la atención el casco de una vieja hacienda bellamente  remodelada; me acerque grabada en piedra dice:
HOSPITAL VIDA PLENA.Vacunas para la vida. Vacúnese a tiempo.

Entre la recepción es una planta baja bellamente amueblada con muebles tipo colonial mexicano.
Dígame me dijo la recepcionista.
-¿Aquí aplican vacunas para la vida? Pregunte incrédulo.
-Si así es vacunamos contra: El Miedo; La Soledad; La Infelicidad; La Ignorancia; La Enfermedad; La Desconfianza y El Desempleo.

Mi curiosidad creció
-¿Cómo es posible esto?
La recepcionista pulso un timbre
-Será mejor que lo atienda el Dr. Abel Orozco Ibáñez nuestro director.
Esperé escasos quince minutos, vi acercarse a mí un señor con bata blanca que tenia impreso el nombre Dr. Abel Orozco.

-Dispense mi pregunta doctor, me fije en el letrero, aquí aplican vacunas contra síntomas para los que no hay vacunas.
-Si efectivamente así es; le explico partimos bajo la base de que en el ser humano están presentes mecanismos que poco o nada usa en su provecho.
- El modelo para este tipo de  vacunas lo tomamos de la ciencia, seré claro: Las primeras vacunas en la medicina se
aplican de esta manera: Se toma una muestra del microbio que produce la enfermedad se inyecta al paciente.
El cuerpo humano empieza a producir anticuerpos, es su respuesta de defensa ante la posible enfermedad ocasionada por el virus que ya le fue inyectado.
Esto se llama proceso de inoculación mediante este proceso el organismo queda protegido en contra del virus que se le inyecto.
- Esto es en medicina ¿pero vacunar los sentimientos las situaciones?...Lo dudo.
- No, no lo dude, porque es un hecho, le explico: la vacuna contra el miedo por ejemplo: Al paciente miedoso se le crean aquí en el hospital en forma gradual las situaciones que el nos describe que le provocan mucho miedo.
A fuerza de repetirlas de forma constante, regular, variada logramos que el miedo con que el llego a este hospital le disminuya a menos de la mitad o desaparezca casi en su totalidad.
La vacuna contra la ignorancia tomando su grado de escolaridad, se le educa en las áreas de su vida en donde nos indico que no sabe nada. Se le hacen leer buenos libros se le rodea de maestros capaces que lo educarán gradualmente en su vida hasta que su sed de conocimiento sea suficiente para el.
Curiosamente en esta área quien se inicia después ya no se quiere ir, y se queda….
La vacuna contra el desempleo después de mucho buscar trabajo y no encontrarlo, se le sugiere la alternativa del autoempleo; se estudian sus habilidades y después se le entrena en alguna de ellas; después de un tiempo podrá darse empleo el mismo.
- Lo que usted me dice Dr. Orozco resulta evidente, razonable y hasta lógico.
- Así es, lo que pasa es que muy pocos lo advierten o ponen en practica, es el porque de nuestro hospital…..

Me despedí del Dr. Orozco caminé hacia mi auto pensé, y pensé……..

Para que esperar a ingresar al hospital.  




Regreso al contenido | Regreso al menu principal